Festejadísimo triunfo de Poeta Lugones en la Liga Cordobesa de básquetbol

En su temporada debut en la máxima categoría, Poeta Lugones consiguió un inolvidable y festejadísimo triunfo sobre 9 de Julio de Morteros: el equipo dirigido por Lautaro González revirtió una desventaja de 14 puntos y se impuso 72 a 68, para voltear a uno de los máximos candidatos al título y, al mismo tiempo, conseguir su primera victoria como local en la historia de la Liga Cordobesa Crelech de básquetbol.

poeta-2

Poeta estuvo abajo en el marcador electrónico durante casi 37 minutos, pero golpeó en el momento exacto y se llevó una victoria que quedará en el recuerdo. Ramiro Freiberg fue el líder ofensivo del local, con 18 puntos (10 en el último cuarto, con puntería perfecta: dos libres, un doble y dos triples en apenas 6m06s), más 4 rebotes y 4 pases gol.

Otro que brilló fue Santiago Ortega, quien sumó 15 unidades (8 en el último cuarto) y 6 recobres. Por su parte, Julián Garate anotó 12 tantos y Facundo Lazcano acumuló 6 unidades, 9 recobres y 3 tapas.

Los verdeamarillos se habían ido al descanso largo con una desventaja de 12 puntos: 32-44, luego de estar abajo 30-44 (máxima diferencia del partido, en el segundo cuarto). Durante esa primera mitad, el Celeste había marcado diferencias con una gran puntería desde el perímetro (55,6 por ciento en triples en esos 20 minutos), más allá del 9-0 que le permitió a Poeta acortar las cifras 22-23 entre el cierre del primer cuarto y el inicio del segundo.

No obstante, todo cambiaría en la segunda parte. La defensa fue fundamental: el dueño de casa dejó al 9 de Julio en sólo 24 puntos (apenas 8 en el tercer cuarto) y le permitió apenas 2 aciertos en 13 intentos desde el perímetro (33 por ciento de campo para la visita en esos 20 minutos).

Luego de arrancar el último cuarto con el tablero igualado en 52, Poeta se puso al frente 55-54 con un muy oportuno triple de Ortega. La visita retomó el liderazgo con un bombazo de Oscar Cabrera, aunque otra conversión de Ortega, esta vez de dos puntos, puso arriba al local (59-57).

Desde allí, los conducidos por Darío «Pachi» Coronel metieron una ráfaga de 9-0 que les permitió despegarse 66 a 59 y les dejó el terreno despejado para liquidar el partido. De todas maneras, Poeta siguió buscando con la misma receta y el mismo corazón: gran defensa colectiva y todas las luces de Freiberg y Ortega en ofensiva.

En ese contexto, Freiberg se vistió de héroe: primero clavó un triple de locos para pasar arriba 70-68 a 35 segundos del final y luego convirtió dos libres fundamentales a 14 segundos del cierre, para dejar el tablero 72 a 68 y compeltar un parcial de 7-0 para el equipo cordobés.

 

 

Rotschy trató de penetrar en la siguiente posesión y Poeta robó la bola. Facundo Lazcano corrió la cancha y buscó la volcada que le pusiera el moño al partido, pero la bola rebotó en el aro. A esa altura, poco importó el destino de ese rebote, que cayó en manos de Martín Varela. A nadie le preocupaba el resultado exacto del final. Poeta vivía su fiesta inolvidable. Había vencido a uno de los equipos más poderosos del torneo y festejaba, por primera vez en la historia de la Liga, un triunfo en casa: en ese club de barrio donde crecen las ilusiones.

poeta-planilla

Anuncios